divendres, 8 de gener de 2010

Nuestro barrio ese gran contenedor o vertedero de basura.

Os adjuntamos la opinión de nuestra asociación de vecinos de Ciutat Meridiana sobre el tema de la limpieza:

Nuestro barrio ese gran contenedor o vertedero de basura.

Nos han anunciado a bombo y platillo el cambio de empresa municipal recogedora de basuras, con el cambio de empresa se cambia el sistema de recogida, los contenedores, tal vez parte del personal, y se hace un despliegue informativo sin precedente.

El resultado lo podemos comprobar nosotros mismos dándonos un paseo por las calles del barrio y cuál es el resultado: A la fecha de hoy aun faltan lugares donde no se han cambiado los contenedores, sitios donde antes había cinco contenedores y ahora solo tres y con una capacidad que rápidamente se llenan, (uno de estos lugares es frente al colegio Ferrer i Guardia, será para que los niños empiecen a disfrutar tempranamente de los beneficios e infecciones que pueden acarrear las basuras) otras zonas han puesto tantos que han mermado el lugar de aparcamiento ( un bien cada vez más escaso en el barrio), contenedores que se han cambiado del lugar habitual sin previo aviso, problemas a la hora de tirar las bolsas ya que si están arrimados al bordillo de las aceras no se pueden abrir con el pié y según como pude incluso darte en la cara, etc.… total hasta la fecha como se podría decir mucho ruido y pocas nueces, sin tener en cuenta la perdida económica que esto pude suponer para las arcas públicas.

Siguiendo el tema otra cosa curiosa es que cuantos más limpiadores hay en el barrio más basuras se acumulan por las calles, zonas verdes y alrededores de barrio.

Latas, envases de zumos, bolsas de envoltorios, plásticos, papeles, mierda de perros y humana, bolsas de basuras en aceras individuales o colectivas amontonadas, esperando que algún elemento de la administración, se dé cuenta y mande recogerlas para que no se conviertan en focos de infección, alrededores de los contenedores con todos los restos de basuras esparramadas y que antes recogían los basureros que acompañaban el camión de recogida y ahora tendrán que ser brigadas especiales y en momentos que ahora no sabemos cuándo se recojan.

No tenemos que pasar por alto los restos de las podas que se han hecho últimamente y abandonadas en las aceras (colegio S. Juan de la Cruz) o las basuras amontonadas o en grandes bolsas negras, en las zonas que han segado las hierbas.

Y por último, aunque el tema es extenso, conviene darse una vuelta por el campo de futbol provisional, donde se amontonan latas, platos, vasos y restos de comidas y que tal vez estén esperando que crezca la hierba para que todo quede cubierto.

¿Seremos algún día un barrio normal y tendremos papeleras donde hagan falta y sabremos usarlas para el cometido que tienen asignado?

EN TOTAL PODEMOS PENSAR QUE VIVIMOS EN UN ENORME BASURERO

AVV de Ciutat Meridiana